lunes, 4 de julio de 2016

Películas sin tabaco: de la evidencia a la acción

La Organización Panamericana de la Salud ha elaborado un informe que tiene como objetivo ayudar a que los países comprendan los fundamentos para adoptar medidas destinadas a limitar la representación del tabaquismo en las películas.

El documento resume los conocimientos actuales acerca de la presencia del tabaquismo en el cine, así como los enfoques actual y propuesto para reducir la repercusión de las imágenes de consumo de tabaco. El documento pretende ser útil en los países que aún no han suscrito el Convenio Marco, para ayudarles a implantar este importante componente de una prohibición total de la publicidad, promoción y patrocinio del tabaco. El Convenio Marco de la OMS para el Control del Tabaco entró en vigor en febrero de 2005. Desde entonces, se ha convertido en uno de los tratados más ampliamente respaldados en la historia de las Naciones Unidas y ha sido suscrito por 180 Partes, que representan el 90% de la población mundial.
 
El tabaquismo en la pantalla beneficia a la industria tabacalera y fomenta que los adolescentes empiecen a fumar. Por consiguiente, y como se señala en el CMCT de la OMS, las medidas destinadas a limitar el tabaquismo en el cine deben formar parte de toda estrategia integral de lucha contra el tabaquismo y por eso en  el  artículo 13 de dicho convenio viene recogido que las partes deberían adoptar medidas especificas relativas a la representación del tabaco en los productos de los medios de entretenimiento, como:
  • exigir a estos últimos una certificación de que no han recibido beneficio alguno a cambio de representación alguna de tabaco,
  • prohibir la utilización de marcas o imaginería de marcas de tabaco identificables
  • exigir una publicidad antitabáquica y un sistema de evaluación o de clasificación que tenga en cuenta la representación del tabaco. 
La corresponsabilidad es de todos y es necesario que existan esta medidas para evitar publicitar el tabaco a través de imagenes y planos , es verdad que  cada vez se ven menos historias de personajes con cigarrillo. Los guionistas de ahora no lo ven tan necesario en el personaje , y cambian el cigarrillo por otro objeto como lápiz o un libro.

 Además si pensamos en los adolescentes , podemos apreciar que no son espectadores pasivos y que tienen capacidad crítica y de ahí el abordaje desde la educación en sentido amplio personal y social, familiar y escolar en la prevención del tabaquismo, sumado a las medidas destinadas a limitar las imagenes de tabaco en el cine.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada